A PREPARAR EL LEVANTAMIENTO DE TRABAJADORES DEL CAMPO Y LA CIUDAD EN CONTRA DEL RÉGIMEN HAMBREADOR DE MORENO



¡Solo con lucha se conquistan derechos y libertades!

¡LA REBELIÓN SE JUSTIFICA AQUÍ Y AHORA!

A PREPARAR EL LEVANTAMIENTO DE TRABAJADORES DEL CAMPO Y LA CIUDAD EN CONTRA DEL RÉGIMEN HAMBREADOR DE MORENO

Sin lugar a dudas estamos viviendo momentos decisivos en el país, los cuales convergen en una serie de eventos acumulados por décadas y que son producto de la aguda crisis y descomposición del capitalismo burocrático; la bancarrota del sistema de gobierno, la vieja democracia burgués-terrateniente; electorera, constitucionalista, y que hoy confluyen con la pandemia del Covid-19.

Durante estos últimos meses hemos visto como el régimen de Lenin Moreno, ha hecho todo lo que está a su alcance por ejecutar los dictámenes del FMI; se mantenerse sumiso y servil al imperialismo yanqui; muy agencioso en defender y sostener la mayor concentración de la riqueza en pocas manos, particularmente de banqueros, grandes comerciantes, grandes terratenientes, todo en desmedro de las grandes mayorías, quienes hoy por hoy vivimos los momentos más dramáticos desde el feriado bancario.

No queda duda alguna, el régimen ha utilizado la pandemia para sembrar pánico, temor y aislamiento para neutralizar la acción de las masas, menoscabar la lucha de clases y desbocar con ciertas pretensiones que han sido planteadas desde el siglo pasado.

Conjuntamente a la aprobación de la mal llamada “Ley Humanitaria” que ha sumido a los trabajadores en la más conspicua y dramática explotación, se adelantó a extender por 30 días más el estado de emergencia nacional para tratar de contrarrestar la justa y necesaria respuesta de las masas en contra del desgobierno.

Una vez más el nefasto régimen de Lenin Moreno decreta medidas económicas y laborales que asfixian al límite a los trabajadores y demás masas explotadas del país.

Cada vez que este bellaco se pronuncia por los medios de comunicación al país lo hace para anunciar medidas, algunas, disimuladas de “contribuciones”; otras, directas, sin tapujos, sin ambages, cruentas, dolorosas y hasta angustiantes.

En su afán de recuperar 4 mil millones de dólares (monto menor al que condonó a la gran burguesía y grandes terratenientes) reduce la jornada de trabajo a 6 horas y con ella la masa salarial de los trabajadores del sector público en 980 millones, es decir, se reducirá en un 16,6% el salario de los trabajadores del sector público; además, del despido de 8 mil trabajadores  que pasarán a engrosar ese enorme contingente de millones de trabajadores del campo y la ciudad que se encuentran en la desocupación absoluta.

Destina 1300 millones para reestructurar la deuda externa; empieza a jugar con el ajuste del precio de los combustibles de acuerdo al precio del petróleo en el mercado internacional. Obviamente, hoy está bajo; en poco tiempo recuperará su valor promedio y el precio de los combustibles se incrementarán dramáticamente; es decir, con engaños acaba de eliminar los subsidios a los combustibles propiciando, a corto plazo, el desencadenamiento de un incremento en los bienes de uso y de consumo, encareciendo brutalmente el nivel de vida de las masas.

Propio del discurso de la burguesía compradora ya emitido en 1992-1994, (Sixto Durán Ballén), el gobierno títere plantea la necesidad de “achicar el tamaño del Estado”, vieja muletilla con la que se quiere disimular la reducción del presupuesto en el gasto fiscal menguando la inversión en salud, educación, vialidad, etc.;  cediendo, además,  a precio de gallina robada, empresas del Estado al sector privado hoy, más que nunca, habido de concentrar más la riqueza aún en desmedro de la destrucción de las fuerzas productivas.

Hoy, con esa añeja propuesta ajustada al justificativo de la pandemia, Moreno decide vender TAME, la Empresa de Correos, los medios públicos y otros. Es decir, se abre un nuevo proceso de privatizaciones, vieja aspiración de los grupos más reaccionarios del país.

Pero las miserables declaraciones de Moreno no se quedan solo en eso. En cuanto a la política internacional se manifiesta siempre aliado y servil al imperialismo yanqui. Se involucra ovejunamente en las contradicciones interimperialistas. Cierra las embajadas en Irán, Nicaragua y otros países afines al imperialismo ruso y chino. La pandemia, al régimen, le va bien para todo, le alcanza para profundizar la semifeudalidad y la semicoloniedad.

Proletariado, campesinado pobre y pueblo del Ecuador; si no detenemos al régimen entreguista, represivo y hambreador de Moreno, seremos sumidos a la más crítica pauperización del nivel de vida; la desocupación, el hambre, la desesperación serán nuestro pan de cada día; y, para aquellos que puedan sostener sus trabajos, serán sometidos a una superexplotación que deviene en una negación de todos los logros, alcances y derechos que ha conquistado la clase trabajadora en grandes jornadas de lucha.

Por lo expuesto, la OSUNTRAMSA, desde el Frente Anti electoral, convoca al movimiento sindical consciente, al movimiento indígena, campesino y popular, a preparar y desarrollar un LEVANTAMIENTO POPULAR EN EL CAMPO Y EN LA CIUDAD HASTA QUE EL RÉGIMEN DESISTA DE LAS MEDIDAS ECONÓMICAS EMITIDAS EN LOS ÚLTIMOS MESES.

Vamos a cercar las ciudades desde el campo; y en las ciudades, vamos a levantar las masas para poner un alto a este régimen de miserables.

La alianza obrero-campesino-popular, debe fortalecerse precisamente en estos momentos; desbocar en acciones que nos permitan romper con el aislamiento, desechar las ilusiones electoreras y centrarnos en un solo objetivo; la DEROGATORIA DE LAS MEDIDAS LABORALES Y ECONÓMICAS.

¡A DETENER CON LUCHA DE CLASES AL RÉGIMEN HAMBREADOR DE MORENO!

¡NO A LA CAMPAÑA ELECTORAL; SÍ A LA LUCHA DE CLASES!

¡LOS TRABAJADORES DE LA SALUD CON EL CAMPESINADO POBRE Y MASAS OPRIMIDAS EN DEFENSA DE LOS DERECHOS DE LOS TRABAJADORES!

¡LA REBELIÓN SE JUSTIFICA, AQUÍ, Y AHORA!

Comentarios

Entradas populares de este blog

LASSO, DECLARA GUERRA CONTRA EL PUEBLO

¡CUIDAR LA SALUD Y VIDA DEL PRESIDENTE GONZALO!

PRESIDENTE GONZALO: ¡HONOR Y GLORIA ETERNA!